sábado

Diario de lo que no se puede decir (5-9 enero 2010)

Salud: Pocos nos acordamos de tí a los quince años.
Enlodazada entre brumas, toses, picores, dolor de cabeza. Y esto no es nada.
La enfermedad rodea a mis amigas. Es difícil estar feliz mientras el termómetro sube. Y es más difícil aún cuando los enfermos son otros, a los que cuidar. Y más difícil aún cuando no se dejan cuidar. Y más difícil aún cuando exigen un cuidado que ni agradecen ni aprovechan. Y aún más difícil cuando es tan difícil negociar y digerir la ansiedad, la angustia, el malestar, el dolor...

He pasado una noche estupenda, pero no ha sido esta (Groucho Marx)

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Archivo del blog